Libro: Cómo el amor no transformó el mundo

miércoles, 24 de abril de 2013 - 

Publicado por Jose Guillermo Bustamante Reyes



El tiempo lo cura todo. Otra milonga. El tiempo no cura nada. O cura lo que ya no importa. El tiempo es precisamente lo que nos hiere. 

Noches en vela. Apatía. Distracciones constantes. Pensar en lo que se dijo, en lo que se va a decir. En lo que se debería haber dicho. Mirar el horóscopo. El tuyo y el de él. Idealizarlo. Ver su rostro en cada rostro. Euforia. Bajones. Hablar sola. No comer. Beber en exceso. Vigilar el teléfono. Autocompadecerse. Hablar de tonterías. Írsete la bola. Pensar en lo que ella pensaría. En qué estará haciendo. Con quién. Llorar. Oír canciones tristes. Pensar en no pensar. Pensar en pensar en no pensar. No dormir. No vivir. Eso es lo normal en el desamor. 

Aunque, en realidad, fue mucho peor. Mucho. Una profundidad peor. 

Porque era el miedo.

Yo mataré monstruos por ti.

(Ignacio del Valle)

 

Cada vez que veo una película, una serie de tv, escucho una canción o leo un libro, no puedo evitar quedarme con alguna frase, monólogo o diálogo que me transmita algo, que me haga pensar o incluso me identifique con él. Por ello he decidido recopilar todas las frases que ya tengo guardadas y las que vaya encontrando a lo largo del camino, y compartirlas con todo aquel que tenga el gusto, al igual que yo, de disfrutarlas. Gracias por tu visita